¿Cambiar de distribución?

+1
+2
-1

Desde la aparición de Unity, he leído a muchos usuarios descontentos con la decisión de Canonical; muchos de ellos simplemente procedieron a instalar otra cosa en su lugar, con seguridad algunos han regresado silenciosamente a Ubuntu. Otros, más sensatos están esperando a la liberación de la nueva LTS, e incluso esperarán aún más tiempo.

Cambiar de distribución no es un asunto menor, especialmente para aquellos que la usan como instrumento de trabajo. Ahora que estamos a 20 días de que se libere la nueva LTS, y sin que en absoluto sea mi intención convencer a nadie para que permanezca o cambie de distribución, voy a hacer una reflexión técnica al respecto. Debo también aclarar que no está dirigida a los usuarios que acostumbran instalar cada 6 meses la versión mas nueva, mucho menos a aquellos que, al aparecer una versión alfa o una beta, insisten en instalarla en un entorno de producción (sin juzgar sus razones).

En primer lugar quiero mencionar algunas de las razones que NO son (desde mi punto de vista) válidas:

Unity.

Sin importar que tan repugnante te pueda resultar la interfaz, teniendo una conexión a Internet y tecleando en la consola unos cuantos comandos, se arreglará tu disgusto. Puedes desde eliminar cualquier rastro de la odiada Unity

sudo apt-get purge unity*

hasta instalarte todos los Desktop Manager (DM) y Window Manager (WM) que existan para el sistema operativo.

Si además no solamente se trata de tu PC (personal o de trabajo) deberías tomar en cuenta al resto de los usuarios, puede ser que te encuentres con la sorpresa que no vean las cosas de la misma forma que tu.

Ubuntu ONE.

Este servicio de Canonical aunque con menos ruido, ha causado aún mas molestia, especialmente en entornos de trabajo, donde por razones de rendimiento, seguridad y confidencialidad ha sido expulsado sin ningún miramiento, de la misma forma en que se prohíben servicios similares. La solución es igual de sencilla que la que debes implementar para eliminar Unity.

Gnome 3.

La nueva versión de Gnome, mas allá del Shell que se use, no es ni con mucho tan espantosa como lo fue en su momento KDE 4, no es particularmente lenta y desde luego es mucho mas estable que lo que ofreció su contraparte germana. Si bien puede y debe mejorar hay que reconocer que es completamente usable. Además quedan realmente muy pocas distros que no hayan migrado a Gnome 3 o que no estén en proceso de migración.

Si lo anterior no te ha convencido permíteme señalarte algunas de las razones por las que debes considerar permanecer con la distribución.

Conocimiento.

Bien que mal has aprendido a solucionar incidencias, un cambio de distribución implica en muchas ocasiones tener que volver a recorrer el camino que ya recorriste para aprender los trucos que tiene tú nueva distribución; dicen los anglosajones: Time is money.

Software disponible.

Una de las grandes virtudes de Ubuntu es la gigantesca cantidad de programas que están a tú disposición. Ya sea a través de los repositorios oficiales, desde algún ppa o incluso si ahí no lo encuentras, con frecuencia encontrarás que se puede descargar un paquete DEB para Ubuntu, lo que no siempre es cierto para otras distros.

Información.

Ubuntu es sin lugar a dudas la más popular de todas las distribuciones, eso ha llevado a que exista mas información técnica para Ubuntu que la disponible para la totalidad de la que existe para otras distribuciones sumadas. Libros, revistas, blogs técnicos, tutoriales en vídeo, etc. La probabilidad de encontrar una solución o información de cualquier cosa es mucho mayor para Ubuntu.

Reconocimiento de Hardware.

Si bien Ubuntu no es, ni nunca ha sido la distribución que mejor reconocimiento de hardware ofrece, si es muy bueno.

Herramientas de configuración.

Igual que el punto anterior, existen distros con mejores herramientas para configurar el sistema operativo (unas pocas). Las herramientas de Ubuntu (tanto propias como de terceros) se ubican ya entre las mejores, tanto por su facilidad de uso, como por los resultados que ofrecen.

Comunidad de usuarios.

Soy un convencido que prácticamente todas las comunidades de usuarios son buenas (no las conozco todas claro está), pero si estás leyendo esto seguro ya has comprendido las particularidades de nuestra comunidad, y creeme que cada una tiene las suyas. Aunque siempre es bueno conocer a nuevas personas, cuando tienes un apuro, en tú comunidad, tienes mucha mayor probabilidad de encontrar respuestas mas rápidamente que en una nueva. Las comunidades de Ubuntu son grandes y muy dinámicas.

Por último existen un par de razones que son válidas para cambiar de distribución, yo en particular llegué a Ubuntu por una de ellas.

Software.

El software que necesitas, no existe o no funciona bien con Ubuntu; sin importar lo anterior, el trabajo frente a la computadora lo realizas con un programa de aplicación, al final no es el sistema operativo, ni la distribución lo determinante para que puedas cumplir con tus objetivos.

Hardware.

Cada cambio de versión tiene sus particularidades, puede ocurrir que la nueva versión ya no sea compatible con tu equipo: PC, aditamentos o periféricos.

Cualquiera de los dos casos representa por lo general una verdadera emergencia. Si estás en alguno de ellos ¿Qué haces que no estas probando otras distribuciones y pierdes el tiempo leyendo esto?

Comentarios

Imagen de Alcruz

Es bueno saber que existen maneras de instalar programas de forma diferente al uso de repositorios para de esta forma tener un sistema lo mas actualizado posible sin tener que actualizar toda la instalación , Libreoffice es un ejemplo, otro sería Firefox, Thunderbird, etc, etc
Esto adquiere mas importancia si es que se quiere no actualizar a nuevos entornos gráficos que pueden no gustar, como sería Gnome3.
Uso la 10.04 y tengo instalados las últimas versiones de LO, FF y Th que al menos en mi caso son las aplicaciones mas importantes, por lo que por mi parte NO pienso actualizar a ninguna distro que tenga Unity o Gnome3, tengo la esperanza que los desarrolladores depongan sus egos y retornen a crear un escritorio usable para equipos de pantallas no táctiles y grandes, como es el caso de todas las PC de escritorio. Desensillar hasta que aclare, como dicen por estos pagos.

Imagen de ivisdrek

Efectivamente, por mucho que se diga (y se dice bastante), Ubuntu es mucho Ubuntu. Creo que una buena solución para quienes Unity no cumple sus expectativas, como me ocurre a mí, es instalar Gnome Fallback, que vendrá en los repositorios de la distribución en la próxima LTS y al cual Canonical ofrecerá soporte, o incluso intentarlo con Cinnamon.

También está la solución de instalar en Unity un panel inferior para las ventanas.
Todo eso hasta cuando Gnome Shell y Unity alcancen un mayor nivel de personalización. Es lo que muchos deseamos, y creo que será lo que dará a ambos shell la medida de su popularidad.

____________________________

https://eljardindelexilio.wordpress.com/

Imagen de .doc

yo creo que la mejor solución es... acostumbrarse a Unity (igual que te has acostumbrado a ochenta mil cosas más, a lo largo de tu vida con el ordenador). Que Unity tampoco muerde, caramba.

Imagen de ivisdrek

Si en algo destaca el software libre es precisamente por la libertad que ofrece al usuario. Es tan libre que permite que sea el usuario quien, si lo desea, se adapte a las necesidades de la máquina o, por el contrario, sea la máquina la que se adapte a las necesidades del usuario.

En ambos casos lo que cuenta es la libertad de elección.

____________________________

https://eljardindelexilio.wordpress.com/